Derribando mitos: beneficios de transitar hacia una apicultura orgánica

12/10/2021

Fotos ApiChileOrgánicos, autoría de Margarita Medina.

Hace ya más de dos años que la asociación de apicultores ApiChileOrgánicos decidió aunar esfuerzos para, unidos bajo la figura de Cooperativa, producir miel de manera orgánica, es decir, sin uso de pesticidas. Si bien no es una práctica ampliamente replicada, los 11 integrantes de la Cooperativa, en vías de acreditarse como certificadores orgánicos ante el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG), responden una serie de preguntas para desmitificar las dificultades de cambiarse a una producción libre de químicos y amigable con el medio ambiente.

 

¿Qué significa practicar una apicultura orgánica? 

R: Sin descuidar el factor productivo, la apicultura orgánica se tiene que pensar en un manejo sustentable, sin usar productos químicos, de respeto por la naturaleza y su protección. 

Dicha labor es reciente, y muchos apicultores se mantienen en la producción “tradicional” de miel. ¿Cuál es la diferencia entre la producción orgánica y la tradicional? ¿Por qué no hay muchos apicultores orgánicos?

R: La producción tradicional privilegia los aspectos económicos mientras que la producción orgánica favorece la producción en equilibrio con el medio ambiente. Por esta visión de más largo plazo es que son menos los apicultores orgánicos, donde se prefiere el rendimiento por temporada. Ser orgánico implica hacer trazabilidad del proceso productivo logrando productos de mejor calidad para el consumidor final. 

¿Cuáles son las ventajas para los apicultores al producir miel orgánica? 

R: Las ventajas de la producción orgánica es mejorar la sustentabilidad del medio ambiente, la obtención de mejores razas de abejas, más resistentes a las enfermedades, y la obtención de mejores productos, más sanos para el consumo de los clientes, por una parte, y un mejor valor agregado por otra, para los apicultores. 

¿En qué ámbitos creen necesario fortalecer el apoyo estatal para incentivar a los apicultores a cambiar hacia una producción orgánica?    

R: Para fomentar la práctica de la apicultura orgánica se debe recibir apoyo en promoción publicitaria, educación y capacitación, demostrar que es posible trabajar en apicultura orgánica. Facilitar su desarrollo mediante apoyos financieros y, principalmente, mediante una Ley Apícola que proteja y estimule su actividad en una red de apicultores orgánicos a lo largo del país. En este contexto, es importante la labor de apoyo que organismos del Estado puedan aportar, como el SAG.

¿Cuáles son los beneficios que esperan capturar a través de la primera Cooperativa de Apicultores Orgánicos de Chile?

R: El principal beneficio entregado por la Cooperativa es el trabajo colaborativo, que permitirá a los socios avanzar en el logro de los objetivos planteados; primeramente en el tema de la autocertificación orgánica, como en los temas de mejor inserción económica en los mercados de productos de calidad orgánica. Además de trabajar en el objetivo principal de la sustentabilidad del medio ambiente, y visibilizar la importancia del trabajo orgánico.

¿Qué consejo entregan como Cooperativa a quienes tengan dudas de transitar hacia una apicultura orgánica?

R: Dar a conocer las ventajas del trabajo colaborativo y los importantes logros que con ello un grupo de apicultores orgánicos puede obtener. Incluso en crear conciencia de las personas en su relación con el medio ambiente, en un camino que no es fácil, donde es necesario vencer estereotipos de la apicultura tradicional.

¿Cuáles son los beneficios para el consumidor de miel orgánica?

R: El principal beneficio para el consumidor final es poder consumir un producto sano, como también tener la conciencia de que está aportando en la protección del medio ambiente. 

 

Nota realizada con el apoyo de Rodrigo Hinrichsen, periodista de ApiChileOrgánicos, y la cooperativa.